La enfermedad es resultado de un conflicto.

Entendemos que la enfermedad surge como resultado de un conflicto entre cuerpo, mente y espíritu y desaparece cuando estos aspectos vuelven a armonizarse en el camino de la terapia. Por eso las técnicas no son más importantes que el discurso personal y cada persona es tratada de manera única. Sentimos la psicología como una disciplina creativa, que puede expresarse de maneras diferentes en relación con personas diferentes. Todos los seres humanos tienen particularidades irrepetibles y los psicólogos podemos facilitar su manifestación, amalgamando conocimientos, técnicas, sentido común y respeto por las diferencias.

Ps. Pablo Gustavo Leonardi

Publicado en Google

Written by 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *